Al borde del mar infinito, se yergue escondido en el tiempo, un castillo, construido con ideas ingenuas que ocultan secretos que a pocos interesan.

Tras cortinas vaporosas y viejos muros, se halla siempre abierta su puerta esquiva. Dentro, algunos encontrareis consuelo; otros sin embargo solo una ilusión ajena que os hará perder un valioso tiempo entre sus vacíos corredores.

lunes, 18 de octubre de 2010

CRÓNICAS DEL MUNDO: CAPÍTULO 5


EL AMANECER DE OCCIDENTE: LA ÉPOCA CLÁSICA

Los héroes de la Ilíada (de izquierda a derecha): Menelao, Paris, Nicomedes 2, Odiseo, Néstor, Aquiles, Agamenón.

HOMERO: NACE LA ÉPICA

Nuevo capitulo de los mejores momentos de la historia del hombre tras el largo paréntesis. Ruego disculpéis este dilatado periodo entre las brumas, pero diversos quehaceres e inquietantes secretos en la mansión de mi anfitrión han convulsionado sobremanera mi existencia. Para premiar a mis pocos fieles, y a pesar de hallarme aun estupefacto por los trasiegos, continúo con mi particular visión de la historia. Y señores, pido especial atención, pues toca ahora un capítulo verdaderamente glorioso. Intentaré ser breve, pero difícilmente imparcial, porque estoy enamorado de estos momentos que marcaron para siempre el destino de la humanidad y el alma del hombre.

La antigua Grecia, considerada la cuna de la civilización occidental. De hecho para Occidente es el lugar de nacimiento de la democracia, la filosofía occidental, los Juegos Olímpicos, la literatura occidental y el estudio de la historia, la política y los más importantes principios de las matemáticas y de la ciencia.


Es un fenómeno curioso el acontecido en los comienzos de la época clásica, pero para entender el cambio sublime en el curso de la historia que supusieron estas tribus tan inquietas que genéricamente llamamos ‘los griegos’, mencionaremos brevemente su literatura…

Las costas del mar Egeo vieron el surgimiento de las primeras civilizaciones europeas, la civilización Cretense o Minoica (en recuerdo del legendario rey Minos) y la Micénica. Después700 a. C. la última fue conquistada por Roma en 168 a. C., aunque la superioridad de la cultura griega modificó profundamente la romana. De hecho, en la parte oriental del imperio la cultura y la lengua griega de su desaparición, volvió a resurgir otra alrededor del siguieron siendo más influyentes.


Como de seguro recordáis, los fenicios tenían aparte del Dios único de los judíos, un variado elenco de semi-divinidades con rasgos muy humanos. Pues bien, estoy convencido de que el contacto de estas tribus con los fenicios pudo haber sido el germen para desarrollar las complejas Deidades griegas griegas que a su vez, heredaría Roma.



El término Antigua Grecia se refiere al periodo de la historia de Grecia que abarca desde la Edad Oscura de Grecia ca. 1100 a. C. y la invasión dórica, hasta el año 146 a. C. y la conquista romana de Grecia tras la batalla de Corinto. Se considera generalmente como la cultura seminal que sirvió de base a la civilización occidental.

Los griegos no tenían Biblia ni Corán como libros cohesionadores de su cultura, sin embargo, podríamos establecer su equivalente en la Iliada y la Odisea de Homero. Ambos escritos cuentan con la presencia de Deidades, además de estar cargados con una fuerte carga moral y un tono relativamente realista. También están ambos llenos de imágenes sugerentes y poéticas, junto a relaciones de parentesco, color en los hechos y las figuras. Nótese en este extracto, como se describe la naturaleza, llena de vitalidad: 'cuando la aurora de rosáceos dedos se levanta, la tempestad retumba, el lobo roba, el gusano escarba la tierra, la serpiente se levanta para atacar, el escarabajo rueda la bola...' En este breve extracto, puede palparse la personalidad inquieta y observadora de los griegos.

La Iliada y la Odisea destacan por su unidad y coherencia, resaltando la inteligencia, la astucia, el riesgo y la aventura. Homero pone de relieve sentimientos humanos primordiales. No son literatura religiosa, pero se acerca mucho.


El tramo histórico que vamos a comentar, comenzó alrededor del año 1184 AC en el periodo micénico de la Edad del Bronce. Fue esta una etapa legendaria e incierta, con un leve grado de uniformidad cultural sobre una extensa área que aglutinaba a Grecia, Anatolia, el Mar Egeo y los reinos cananitas. En la épica homérica encontramos también rasgos recurrentes de la tradición indoeuropea que se encuentran a su vez en la antigua literatura india, en las primitivas sagas germánicas, en el poema anglo-sajón Beowulf y en la tradición antigua irlandesa. Temas tales como la retirada de un héroe, la lealtad, la venganza y el concepto de gloria como móvil y recompensa para el guerrero. El precedente más claro de este género es la saga Sumeria de Gilgamesh

La Ilíada (en griego antiguo λιάς: Iliás; en griego moderno Ιλιάδα: Iliáda) es una epopeya griega y el poema más antiguo escrito de la literatura occidental. Se atribuye tradicionalmente a Homero. Compuesta en hexámetros dactílicos, consta de 15.693 versos (divididos por los editores, ya en la antigüedad, en 24 cantos o rapsodias)


No os podéis ni imaginar lo importante de la influencia de Homero en nuestra vida e ideas actuales, sobretodo en la narrativa. Los Dioses de entonces, a diferencia del lejano, frío y distante Jehová, toman una parte más física y activa en los acontecimientos humanos. Si bien Zeus conserva algo del desapego divino del Dios único, no se priva de aparearse ocasionalmente con mujeres, apadrinar mestizos, glorificar o humillar sin piedad las acciones humanas, mientras los hombres suspiraban siempre sabedores de que su destino está escrito en el cielo y las estrellas, con una clara influencia de sus parientes Mesopotámicos.

Tanto la Ilíada como la OdiseaAntigua Grecia y fueron utilizadas como fundamentos de la pedagogía griega. Ambas forman parte de una serie más amplia de poemas épicos de diferentes autores y extensiones denominado ciclo troyano; sin embargo, de los otros poemas, únicamente han sobrevivido fragmentos.


Una gran obra literaria es siempre un universo completo y cerrado, que se rige por sus propias leyes. La Iliada no es solo un poema de Guerra, sino también de Paz. Es especialmente emotiva la escena entre Aquiles y el padre de Héctor. La Iliada nos muestra la tragedia de la incomunicación, pues hay nobles héroes en ambos bandos. Los malentendidos, las pasiones desbocadas, el egoísmo y duelo homérico de héroes, que seguimos disfrutando aun en los Westerns, salpican toda la obra con una triste conclusión: La tragedia, la muerte y el desentendimiento entre los hombres, crean las historias más hermosas y creíbles.

La peculiaridad más llamativa de la Iliada es su lenguaje poético, marcado por la yuxtaposición, una particular secuencia sintáctica y semántica que además, está marcada por la yuxtaposición, la parataxis de elementos y la autonomía entre sus partes. Mantiene lo que se llama: "poesía de improvisación oral", para que su lectura suene de forma más musical y un narrador objetivo y distante.


Todo el poema combina los conflictos de las caprichosas deidades, con el drama humano. La lucha contra el aciago destino, el honor y el dilema de su inevitabilidad. Estos temas siguen emocionando e inspirando a los lectores aún a día de hoy. Sin duda, la Iliada encierra algunas complejidades de la existencia humana con sus grandezas y miserias. Una pena que la ultima película, aunque no la considero mala, no supiera exprimir toda la épica y matices de lo que esta obra podría dar de si.

La trama de la Iliada radica en la cólera de Aquilesνις, mênis). Narra los acontecimientos ocurridos durante 51 días en el décimo y último año de la guerra de Troya. El título de la obra deriva del nombre griego de Troya, Ιlión.


La Odisea tiene también similitudes y divergencias muy interesantes. Pero no me enrollaré más, me quedo con la innovadora forma de afrontar las dificultades: el ingenio y la oratoria. Ejemplificadas como Ulises, y muy representativas del nuevo espiritu griego. Las cuestiones morales que se plantean, como la virtud de la fidelidad y la defensa incondicional de la propiedad privada (Que en este caso, incluye a la esposa) que nos genera no poca satisfacción al ver como se aplica con mano dura. Valores universales y atemporales sobre los que reflexionar incluso hoy en día. Y sobretodo, la estructura inversa del concepto del viaje, donde el destino es el punto de partida. Pero bueno, ya hablaremos en otra ocasión de literatura griega

La Odisea es, junto a la Ilíada, uno de los primeros textos de la épica grecolatina y por tanto de la literatura occidental. Se cree que el poema original fue transmitido por vía oral durante siglos por aedos que recitaban el poema de memoria, alterándolo consciente o inconscientemente.


Podríais reprocharme que esto no sea historia propiamente dicha, ya que todo es leyenda y ficción. Pues bien, eso se pensaba hasta que un comerciante alemán dijo que el creía que la crónica de la caída de Troya era verdad. Era un tal Schliemann. Todos sus colegas se rieron de él. Pero eso no le impidió seguir adelante. Schliemann ahorro toda su vida y viajó a para iniciar una excavación. Cerca de GreciaMicenas, encontró una enorme ciudad, con objetos de batalla y restos de edificios quemados procedentes casi exactamente de la presunta época que describen los textos homéricos. Se halló un anillo de un antepasado del mismísimo faraón Eknaton. Todo el mundo quedó boquiabierto. Troya existió, y su historia aparecerá irremediablemente unida al ser humano... pues siempre hay algo de verdad en la ficción, siempre he creido que sin realismo dificilmente puede hacerse una buena historia.

'Los griegos conocieron y sintieron todos los horrores y espantos de la existencia.' Nietzsche


ATENAS Y ESPARTA: TODO EMPIEZA A CAMBIAR


En Aquellos lejanos años, vivía en Grecia y las islas vecinas un rico pueblo guerrero. Aun no había un reino unificado, sino pequeños principados fortificados en pequeñas ciudades que aprendieron el oficio de marino de los fenicios, pero a diferencia de estos, les gustaba mucho más guerrear que el comercio. Se requería mucho valor para el oficio de la piratería, pero si hay algo que vamos a descubrir de este pueblo es lo intrépido y arriesgado en su comportamiento e ideas.


La literatura, tal y como hoy la entendemos, es una creación exclusivamente griega y, aunque otorgarle a la palabra escrita un valor estético es algo que ya había sucedido antes, sin embargo no con la intensidad e importancia que adquirió en la Grecia antigua. Por eso afirmamos que la literatura occidental tiene su origen en la Grecia antigua.

Hasta ahora hemos visto que los egipcios, babilonios o los asirios consideraban muy importante que nada cambiara. A diferencia de estos, los griegos no tenían un acerbo cultural tan grande a sus espaldas. Eran muy curiosos. Su contacto con una gran multitud de pueblos extranjeros les proporciono una mentalidad abierta y disfrutaban con el cambio. A partir de este momento, la idea de que todo tiene que permanecer tal como era antes... iba a cambiar. El ritmo de la historia se aceleró tanto en este lugar, que incluso hoy en día se sigue hablando de estos hombres con asombro y sus ideas siguen pareciendo frescas.


En la Ilíada los hombres mueren horribles muertes, los niños se convierten en esclavos y las mujeres en concubinas, si tienen suerte y no los asolan las plagas. A la vista de estos horrores, incluso los más poderosos guerreros de vez en cuando sienten miedo. La historia sugiere que vivir con honor, por encima de todo, incluso de la familia... es la unica via digna del hombre. Los dioses y profetas auguran muerte y destrucción, pues todo cuanto crea el hombre es mortal y acabará cayendo, desde las murallas de Troya hasta el reino de Agamenon.

Sirva como prueba, este ejemplo. Si un arqueólogo encontrase un resto de cerámica o un anillo en la Grecia actual, podría decir con certeza, a que época pertenece. Pues las cosas empezaron a pasar de moda rápidamente, igual que sucede hoy en día. Lo nuevo y cambiante era lo mejor. La isla de Creta se convirtió un gran ejemplo de majestuosidad e innovación, las pinturas estaban llenas de vida y movimiento, a diferencia de las egipcias o babilónicas. La arquitectura era suntuosa, y llena de laberintos como el hogar del mítico minotauro.

Frente a las formas espirituales que vienen de Oriente, Grecia representa la raíz de todas las formas del arte occidental. Al estilo exuberante, simbólico y fantástico, le sucede el estilo sobrio, razonado y comedido. El arte, la literatura, la filosofía se convierten en algo sujeto a la norma. Imaginación e inteligencia se ponen al mismo nivel. Si comparamos una pagoda con el partenón, la representación de un dios monstruoso de la india con una estatua de Apolo, comprenderemos la enorme diferencia entre una concepción a otra. Todo eso nos da cuenta que nuestra cultura y nuestra educación estética surge de Grecia y de Roma, su heredera inmediata.


He de decir, que los primeros Griegos no eran nativos, sino tribus del norte valientes y belicosas: Dorios, Jonios, eolios... Se parecían a los mohicanos o los sioux, pero con una importante diferencia: Ellos conocían el hierro. Los dorios se establecieron en la zona meridional que tiene aspecto de hoja Arce. Eran pocos, pero sometieron a los nativos haciéndoles trabajar para ellos, y así fue como fundaron la ciudad de Esparta. Los Jonios por su parte, llegaron luego a la zona del tallo en una zona muy fértil y allí plantaron viñas, olivos, cereales y ante la perspectiva de negocio, al poco se presentaron los fenicios fundando colonias y comerciando. No tardaron demasiado en enseñarles algo nuevo, lo más maravilloso que podían haberles ofrecido: la escritura. Y ahora veréis como eso cambio algunas cosas...


LOS PEQUEÑOS SE ENFRENTAN A LOS COLOSOS

La mitología y cultura Griega han inspirado las c reaciones populares incluso a día de hoy. Desde comics, literatura, cine y hasta videojuegos. Esta imagen es de un juego llamado Total War de PS2, donde igual que en la iliada, se mezclan historia y mitología, de una forma curiosa y bizarra.


INCISO ANTES DE CONTINUAR

Os voy a contar una historia muy curiosa. Alrededor del 550 y 500 AC ocurrió un hecho memorable. Había una vez un pequeño pueblo en las altas cordilleras de Asia. Una zona hermosa habitada por unos hombres fieros que veneraban la luz del sol y creían que este mantenía una lucha constante contra la oscuridad del mal.


Siglo V a. C. Atenas y Esparta pronto tendrían que aliarse ante la mayor amenaza a la que la Antigua Grecia se enfrentaría hasta la conquista romana. Después de aplastar la revuelta jónica, una rebelión de las ciudades griegas de Jonia, Darío I de Persia, Rey de los reyes de la Dinastía Aqueménida, decidió subyugar Grecia. Su invasión en 490 a. C. fue sofocada por la victoria ateniense heroica en la batalla de Maratón bajo Milcíades el Joven. Jerjes I de Persia, heredero de Darío I, intentó su propia invasión diez años después.


Estas gentes se hacían llamar: Persas. Dominados por los asirios, y posteriormente por los babilonios, llego un día en que no aguantaron más. Uno de sus gobernantes, el inteligente y valeroso Ciro, le echó cojones al asunto y dijo que se acabó. Así que reunió a sus ridículas tropas para enfrentarse al inmenso imperio Babilónico, la segunda civilización más grande del mundo junto a la egipcia. Ciro tomó a sus jinetes con puñado de guerreros y se atrevió a desafiar a sus opresores a los pies de las imponentes murallas de la ciudad. Mientras, los babilonios se reían a pecho partido de la insignificante amenaza. Pero quiso el destino que con astucia y coraje, pudieron tomar la acomodada ciudad. Ciro no se contentó solo con eso, sino que siguió su marcha hasta Egipto y aunque murió por el camino, su hijo Cambises consiguió destronar al faraón egipcio de aquel entonces, y cambiar un régimen que había durado 3000 años. El mundo conocido había caído, incluso algunas zonas de la inexplorada India se sometieron al incipiente poder Persa. Todo... menos un puñado de salvajes que habitaban ciertas tierras con forma de hoja de arce.

A pesar del número abrumador de soldados en su ejército, Jerjes I fue derrotado después de la batalla de retaguardia famosa de las Termópilas y las victorias por los griegos aliados en las batallas de Salamina y Platea. Las Guerras Médicas continuaron hasta 449 a. C., conducidas por los atenienses y su Confederación de Delos, durante las que Macedonia, Tracia, las Islas del Egeo y Jonia fueron liberadas de la influencia de Persia.

Se estableció una serie de sistemas para controlar tan vasto imperio. Una red de carreteras, espías en todas las satrapías. Y en tiempos del gran rey Darío. Ya se había llegado a la zona de Asia menor, en cuyas costas se encontraban las ciudades jónicas. Allí Darío envió funcionarios para que se le pagaran tributos. Pero los Griegos eran gente extraña, no estaban acostumbrados a pertenecer a un gran imperio ni obedecer a nadie. Máxime cuando estaban en el quinto pino. Se consideraban comerciantes independientes y libres. Así que expulsaron a los embajadores Persas.


El término Persia alude a una región histórica de Oriente Medio, al este de Mesopotamia, hoy en día Irán. Los persas eran un pueblo de lengua indoeuropea. Se originó como un grupo de tribus nómadas cuya localización original radicaba al norte de la meseta de Irán. Alrededor del 1400 a. C., algunas de estas tribus, antepasadas de los persas históricos, se trasladó hacia el sur de Irán.


Los atenienses, primeros colonos de la metrópoli, apoyaron a sus hermanos y enviaron barcos con ayuda. Mientras, Darío escuchaba las noticias de sus enviados con asombro. ¿Pero como osan esas tribus insensatas y minúsculas oponérseme? A mí, el Rey de Reyes -ese era su titulo - ¡¡Gobernador del mundo!! - De seguro pensaba.

Así que Darío desató su ira contra los atenienses. Armó una gran flota, que tuvo a mal naufragar a causa de los elementos. Ante tal catástrofe, tal era ya su ira, que se cuenta ordenó a sus sirvientes que le dijeran 3 veces al día: 'Señor, acuérdate de los atenienses' Posteriormente, envió a su yerno con una nueva flota. No tardó en arrasar muchas ciudades griegas. Luego echó anclas cerca de Maratón, y se dispuso a marchar contra la mismísima Atenas con un ejército de más de 100000 hombres. Lo cual era más que toda la población de Atenas. Los atenienses solo contaban con la décima parte de efectivos. La suerte estaba echada, pero quiso el destino que un general llamado Milciades, militara al lado de los griegos. Milciades era un hombre inteligente y de grandes pelotas que había vivido con los persas durante mucho tiempo. Por ello conocía bien su forma de combatir. Aunque se que muchos creen que la guerra es cuestión de matemáticas, como dijo Sun Tzu en uno de los libros mas antiguos de la historia: 'El Arte de la Guerra' un enemigo acorralado vale por diez. Los griegos luchaban por sus mujeres, hijos y libertad. Y pronto veremos, en el breve inciso que preparo de Alejandro Magno, como su osadía desafiaría a la lógica militar en más de una ocasión con sorprendentes victorias.


Los persas llegaron a ocupar territorios desde el norte de Grecia hasta el río Indo y el río Amu Daria, incluyendo Tracia, Egipto, Oriente Medio, Asia Menor y el Cáucaso. Su imperio se debilitó tras perder las Guerras Médicas contra los griegos, y posteriormente fue reducido y conquistado por Alejandro Magno, pasando, finalmente, a manos del Imperio romano.


Los persas se acercaban riendo al campo de batalla. Pensaban que la suerte de sus enemigos se había terminado. Los Griegos sudaban, no se movían. Los Persas estaban relajados, organizando sus numerosas filas cuando los atenienses se lanzaron contra ellos sin temor. Este movimiento totalmente inesperado y suicida los desconcertó ¡Era una locura! Sin embargo, tal era su determinación, que los Persas no pudieron frenarlos y tuvieron forzados a huir a sus barcos dejando atrás un gran numero de bajas. Los griegos estaban pletóricos de dicha. Habían vencido en campo abierto al ejército más grande del mundo.


El sistema de gobierno era una monarquía teocrática hereditaria donde el rey o sultán era considerado la forma antropomórfica de dios en la tierra. El rey debía ser el mejor guerrero, como también el mejor cazador. Disponía de un ejército personal compuesto por 10.000 soldados conocidos como los "Inmortales" ya que cada vez que caía uno era inmediatamente reemplazado por otro de la reserva formada a este fin. Los gobiernos persas se caracterizaron por su despotismo militar; la autoridad del emperador era absoluta, estaba defendido y sostenido por los Inmortales.


Pero Milciades era un hombre de mente retorcida. Una victoria así hubiera ofuscado a la más grande de las personalidades. Pero él miraba sospechosamente como se iban los barcos Persas y su rumbo. Mientras los demás lloraban de felicidad, Milciades gritó a sus hombres: ¡¡A las armas, rápido, en formación!! Todos quedaron perplejos, pues no entendían como su líder no celebraba el triunfo. Mandó un mensajero a Atenas, al que le dio orden de correr tan a prisa como pudiera para que se prepararan para la batalla, pues pensó que los persas irían allí en barco.


El ejército persa se caracterizaba por dos cosas: destreza y puntería. El ejército personal se componía de soldados entrenados para la batalla llamados los "Inmortales". Era un ejército de 10.000 hombres; se les decía así porque cada vez que caía uno era repuesto por otro de la reserva; y los arqueros a caballo, eran una especialidad de los persas que requería una coordinación y habilidad excepcional, que combinaba la arquería con la caballería. Por su parte el imperio persa fue tan grande gracias al reclutamiento de tropas, como vimos arriba la organización de las provincias permitió el rápido y eficaz reclutamiento de tropas.

Afortunadamente, el camino a tierra era más corto que por mar. De tal modo corrió el mensajero para salvar a su pueblo que cuando llegó y dio el recado, falleció de puro cansancio. Mientras Milciades recorrió el mismo camino a marcha forzada con su ejército y cuando llegó, los barcos persas estaban en el horizonte mirando estupefactos la determinación de esos hombres a los que por primera vez, empezaron a temer. Así, Milciades salvó a toda Grecia en el 490 AC y permaneció así un tiempo, mientras Darío aplacaba una revuelta en Egipto.


La Illiada es ante todo una historia militar, de alguna forma se idealiza el caracter y estado de la guerra. Encarna además los valores de la cultura occidental, con Aquiles: Protagonista arquetipo de guerrero valeroso, bello y fuerte. Violento unas veces, otras humano y sensible. Hector el troyano es el antagonista: es más cauto, tierno y sentimental que su rival. Agamenón el jefe digno y duro , Andrómaca , la mujer de Hector, es la figura femenina y amorosa de la epopeya. Los dioses intervienen en la acción Tetis , Madre de aquiles, ruega a Zeus permita la derrota de los griegos para humillar a Agamenón; Poseidón y Atenea los defiende, mientras Apolo favorece a los Tebanos.

Jerges, su sucesor, era un hombre duro y ansioso de poder. Quería expander sus territorios por Europa, lo único que le quedaba por conquistar en el mundo por aquel entonces conocido. Pero necesitaba conquistar Grecia para entrar. Así que reunió al más grande ejército que la historia había conocido. Gentes de todos los lugares sometidos: babilonios, egipcios y habitantes de toda Asia, se unieron a Jerges. Cuenta la leyenda que eran más de un millón, lo cual es bastante exagerado, teniendo en cuenta que para conquistar Rusia, Napoleón contó con 600.000 efectivos de toda Europa.


Zoroastro o Zaratustra, fundador del mazdeísmo o como este llamaba a su religión Daena Vanguji, que puede traducirse como Buena Religión, fue una de las primeras religiones monoteístas ,pero luego en la dinastía Sasánida será vista como dualistas, se centraban en el Dios, del bien Ormuz y el hermano gemelo de este que representa el mal Ahrimán, el libro sagrado es el "Avesta", Esta religión todavía existe en Irán y es una de las religiones oficialmente permitidas, aunque la religión mayoritaria es el islam. También hay seguidores de Zaratustra en India y otros países, llamados parsis, la base de esta religión es "pendare nik, goftare nik, kerdare nik " que quiere decir: "pensar bien, hablar bien, hacer bien"

La derrota Griega era inevitable. El mismo Jerges en persona fue a la batalla. Perdió una parte de aquel gigantesco ejército en el paso marítimo de la actual Estambul, de nuevo por las tormentas del Mediterráneo. Tal era su ira, que Jerges mando azotar al mar con cadenas.


La adaptación fílmica de 300, basada en el comic de Frank 'testosterona' Miller, lleva al frenesí el espíritu guerrero, libre y atrevido de la Esparta clásica. La hermosa leyenda de Leónidas y sus 300 espartanos, fueron la inspiración que unió a los griegos contra el gigante persa, y la que llevó a Grecia a ambicionar el imperio más grande del mundo, con Alejandro Magno como modelo a seguir por el próximo imperio: el romano.

Pero de nuevo, entre los Griegos, se alzó una gran figura militar: Leonidas, un espartano adiestrado en las artes de la batalla. Los espartanos eran los más temibles soldados de su tiempo. Eran tan pocos que no podían frenar tan basto ejercito, así que se propusieron detener al enemigo en un desfiladero en las Termópilas, para compensar su inferioridad numérica y anular la poderosa caballería persa. Cuando llegaron los persas se quedaron absortos al ver a ese ridículo ejército plantarles cara. Los persas hablaron:


-'¡Entregad las armas, insensatos!'

Los Espartanos contestaron:

-'Venid a buscarlas!'

Jerges montó en cólera y dijo:

-'Nuestras flechas son tantas que oscurecerán el sol!!'

Y obtuvo la siguiente respuesta:

-'Mejor, así lucharemos a la sombra'


Imagino que Jerges estaría asombrado. Espero cinco días a que entraran en razón, mientras miraba a ese extraño pueblo prepararse para la batalla. Sin duda, su comportamiento les resultó desconcertante. Los espartanos se peinaban sus largos cabellos y reían sin parar ¿Acaso no estaban locos? ¿No temían a la muerte? La primera embestida fue terrible. Probablemente unos 7000 contra 250000. Los persas caían como moscas. Jerges mando la retirada, para planear mejor el día siguiente. Mando un emisario y les dijo a los Espartanos que si se rendían, los integraría en su propio ejercito, Leonidas rehusó. Y Jerges mando a los 10000 Inmortales, sus guerreros de Elite comandados por su propio hermano y templados en las batallas mas cruentas. Increiblemente... los griegos los rechazaron.

El arte persa recibió influencias egipcias y, sobre todo, mesopotámicas (toros androcéfalos, empleo del arco) Entre sus realizaciones destacan las apadanas (palacios de recepción) y las tumbas reales excavadas en acantilados y decoradas con relieves que representan las diversas provincias del imperio. Destacan también, además de las pirámides, los capiteles formados por troncos de toro contrapuestos y la perfección de su cerámica vidriada.No aportaron grandes novedades ya que su arquitectura se derivaba del mundo Mesopotamico.

Jerges se estaba empezando a poner muy nervioso, y en ese momento Sfialtes, un traidor griego le dijo que había un paso donde podían rodear al ejército Espartano y sus aliados. Leonidas se dio cuenta demasiado tarde. La derrota era segura y mando a su ejército que se retirara para defender fortalezas y organizar defensa ciudades. Pero él se quedo con 300 soldados espartanos que él eligió, más unos 700 tebanos y thespies que no quisieron abandonarle. Leonidas cayó al poco, rodeado por miles de enemigos, el resto murieron bajo una lluvia de flechas. El valor y el coraje de Leonidas siempre será recordado en la historia como ejemplo de valor, coraje y supremo sacrificio por la patria. Su ejemplo marco para siempre al pueblo Griego. De nuevo, épica y realidad se funden.


HISTORIA DE DOS CIUDADES

Aunque normalmente la civilización va progresando poco a poco, a veces se dan fenómenos extraños, como una especie de Booms evolutivos. De hecho, lo que paso en Grecia en aquellos días, según mi criterio personal, fue sin duda algo totalmente revolucionario a nivel cultural.

El grado de refinamiento que los griegos alcanzaron en todas sus artes, marca un antes y un después en la historia del arte.


Grecia se mantuvo firme ante el inmenso Imperio Persa, y siempre salió airosa en las batallas. No era necesariamente porque los persas lucharan peor o fueran más tontos, sino probablemente porque los griegos eran especiales. Los persas estaban demasiado aferrados a costumbres y doctrinas milenarias, las cuales los Griegos conocían. Pero su mente abierta, inquieta y ávida de nuevos caminos en todos los aspectos de la vida les dieron ventaja. El conocimiento les hacía adelantarse a sus enemigos en estrategias, predecían las obsoletas ideas del enemigo y sobretodo tenían arrojo para probar nuevas maniobras. Su reorganización del ejército supuso un antes y un después.


El estrecho paso de las Termópilas hoy en día.


Una de sus grandes obras fueron las famosas olimpiadas, que aparte de servir de entrenamiento para los soldados, eran un fenómeno social y unificador entre los casi siempre enemistados pueblos griegos. Estas eran convocadas cada cuatro años, y se consideraban tan importantes que casi se media el tiempo por cada nueva olimpiada. La primera fue en el 776 A.C. y la tradición. Pero no todo era tan bonito ¿Recordáis a Milciades y a Temístocles? los héroes que os hable que dirigieron y salvaron al pueblo heleno de las incursiones de Darío y los suyos. Por sus hazañas fueron honrados, se levantaron monumentos y se les alabó. Pero al cabo de un tiempo, fueron objeto de calumnias, acusados y desterrados. En la polis, todo se decidía democráticamente. La sed de novedades y ansia por las modas no eran a veces atributos tan positivos, pero así eran los atenienses. Siempre inquietos, buscando y nunca contentos. Por ello en apenas 100 años, pasaron allí más cosas que en 1000 en los imperios de Oriente.


El majestuoso partenon, o lo que queda de él...


Las dos ciudades a las que me refiero son Esparta y Atenas. Sobre la primera, muchos la conoceréis por la fama de sus guerreros, obsesionados con la batalla. Si un niño nacía con algún defecto, se le mataba al instante. Solo los más fuertes podían sobrevivir a aquel modo de vida militar. Se les golpeaba duramente y sin motivo para que aprendieran a aguantar el dolor. No debían tener miedo a la muerte. Caer en la batalla era un gran honor, y la cobardía no se admitía. Paradójicamente, esta obsesión guerrera les venia del miedo. Miedo porque eran un pueblo pequeño que había sometido a los nativos autóctonos y más numerosos de su nuevo hogar. Los espartanos los necesitaban para que trabajaran la tierra y debían estar listos para disipar cualquier revuelta.


La escuela de Atenas es una de las pinturas más famosas del artista Rafael Sanzio. En ella vemos los pensadores más importantes de la Grecia clásica. Sobre el apasionante nacimiento de la filosofía, hablaremos en otra entrada.


En Atenas no ocurría esto. Los atenienses no querían llevar una vida agradable, sino darle un sentido. Algo que dejar tras la muerte. Su forma de gobierno ha sido un gran legado para la humanidad. Ellos también tuvieron nobles represores ¿Os suenan las leyes Draconianas? Pero un pueblo viajero y osado, que ha visto y oído de todo no iba a dejarse embaucar. Un noble, llamado Solon elaboró la primera constitución y dijo que: 'El pueblo debe reunirse en la plaza del mercado y decidir SIEMPRE que había que hacer con los asuntos importantes'. Nació la Democracia, el gobierno del pueblo. Los asuntos de la Polis se denominaron: Política. Pero cuanto quedaba aun para que el hombre pudiera asimilar todos estos conceptos tan avanzados, de hecho, creo que el hombre aun no entiende la responsabilidad y el esfuerzo que esos planteamientos significan a nivel social y humano. Me podría preguntar alguien ahora ¡Tampoco han hecho tanto! Una constitución, un chorro de estatuas de barbudos en pelotas y libros con discursos de parlanchines con exceso de ocio.



El honor y la batalla, grandes temas de la literatura y arte griegos...


Los logros, comparados con su pasado fueron incalculables. La nueva perspectiva a la hora de pensar y mirar la realidad no tenia nada que ver con lo anterior. Se usaba el diálogo en vez de la autoridad para convencer, la retórica de Aristóteles para hablar, la lógica para pensar y la observación objetiva para el análisis, en vez de justificar el mundo a través de la religión y el mito. La escultura y la pintura se movían como nunca antes, el hombre era capaz de aprehender la realidad de forma mas completa. Su obsesión eran la verdad y la belleza. Se preguntaron hasta... ¿De donde venimos? ¿Adonde vamos? ¿Que son las cosas? ¿Que somos nosotros? Todo era como nuevo, y lo único que hicieron es plantear las preguntas de siempre, y responderlas usando solo la razón. Descubrieron que lo importante era buscar la verdad sin miedo. La osadía y la sinceridad. Descubrieron el teatro, y llevaron la creación literaria a cotas nunca antes imaginadas.


Imagen de Leónidas en las termópilas.


Son tantas cosas que no se pueden resumir. Pero espero que todo esto que he escrito, os anime a investigar de todo lo que se escribió, se pensó, se pintó, se experimentó o se dijo en las plazas del mercado y en los viejos consejos en aquellos días… y descubrir como aun resuenan esos mismos ecos nuestro tiempo.

8 comentarios:

Anónimo dijo...

Viñetas o Vinietas/z que no es lo mismo pero es igual (o llámeme simplemente Joderman, Amo y Señor de la Insoportabilidad o si gusta, Doctor Esquizofrenstein) dijo:


Al final de esta frase
empezará a llover
Al filo de la lluvia, una vela;
lentamente la vela
perderá de vista las islas


La creencia en los puertos
de toda una raza
se perderá entre la niebla,
La Guerra de los 10 Años
se ha terminado
El pelo de Helena una nube
gris

Troya, un foso de
ceniza blanca junto
al mar donde llovizna

La lluvia se tensa como
las cuerdas de un arpa

Un hombre con los ojos
nublados la toca con
sus dedos

Y tañe el primer verso de
la Odisea


Derek Walcott.

Anónimo dijo...

Viñetas o Vinietas/z que no es lo mismo pero es igual (o llámeme simplemente Joderman, Amo y Señor de la Insoportabilidad o si gusta, Doctor Esquizofrenstein) dijo:

¡MAESE!!!!!

De vuelta al ruedo bloguil y con tan excelente actualización _ como suele ser habitual en usted _ que, faltaría más, será inundada con mis insufribles posteos. ¡Advertido está!! XDDDD.

Maese, antes que llame a los tensiodais para que me den caza, he de decirle que sólo pude terminar dos (dos y medio, más bien) de sus dibujos malditocitadinos. Múltiples tareas _ bastante satisfactorias, no lo niego, XD _ me mantuvieron alejau de mis fanenas ilustrativas de nivel 3 (osea, sano, reconfortante y hasta productivo ocio, XD). Asumo que vuesa merced ya contará con un plantel de dibujantes ávidos por encargarse de recrear su fascinante mundo de fantasía heroica y/o espada brujería, más, aún así...¡LE RUEGO QUE AÚN ME PERMITA ENVIARLE LAS CORRESPONDIENTES ILUSTRACIONES!!!!

Las cuales...ejemmm...mmmmm...llegarían a usted pa la madrugada del 25 de diciembre del Año de Nuestro Señor de 2010 (hora española). No es mucho, ¿verdad?

Casi a la "güelta" de la esquina.

Si esperó todos estos meses...¿qué importa tolerar unitos más? XDDDDDDD.


Ahorita me llama el debersh. Nos estamos escribiendo.


Saludos.

Anónimo dijo...

Viñetas o Vinietas/z que no es lo mismo pero es igual (o llámeme simplemente Joderman, Amo y Señor de la Insoportabilidad o si gusta, Doctor Esquizofrenstein) dijo:

Fe de erratas: "...faenas..." no "...fanenas...", XD.

Spiderignacio dijo...

Me congratula soberanamente su visita, señior viñetas. Permitame sin embargo disculparme, pues subí demasiado pronto el post y tengo aun que retocarlo profusamente.

Espero aun con ansia y regocijo esos dibujos. Pero he tenido tiempo de pensar, y algo he pensado... En que si a usted no le supone obligación ni mal trago, podría enviarle el manuscrito entero para que usted lo lea completo y otorgar a sus de seguro magníficas ilustraciones, un sabor y espiritu que englobe o capte mejor la totalidad de la historia. Sin contar el aprecio y valor que guardo a su personal opinión.

Eso si, aun mantengo la esperanza que tarde menos en leer que en dibujar.

¿Que le parece la idea? Señor Viniñietas

Anónimo dijo...

Viñetas o Vinietas/z que no es lo mismo pero es igual (o llámeme simplemente Joderman, Amo y Señor de la Insoportabilidad o si gusta, Doctor Esquizofrenstein) dijo:

Dele, dele; ansío leer de una buena vez TODA su obra. Pero le advierto...¡se arriesga a que haga más interpretaciones gráficas de su epopeya!

Lo cual no me molestaría en lo absoluto. Espero que a usted tampoco, XD.

Aunque, posiblemente, vuesa merced pueda ver de un sólo golpe el portafolio de ilustraciones a fines de enero del año de Nuestro Señor de 2011, XD (las de los primeros capítulos que me envió llegarían, como le digo, al amanecer de este 25 de diciembre...el resto, a fines del primer mes del próximus añio).

Ahora, permisito.


PD.- ¡Se vienen los Lansbury! XD.

Wolfville dijo...

No podías sustraerte a poner a la locaza de Jerjes vociferando ¿eh?

Y Claro que "La Iliada" y "La Odisea" son libros religiosos, diablos. Al fin y al cabo, HOMERO IS GOD!!

Saludos.

Anónimo dijo...

Estimado amigo/a:
Soy José M. García-Millariega. Tengo terminado un libro con mucho esfuerzo un libro ‘Historias de la maratón, los 100 km. y otras largas distancias’, que, también con gran sacrificio económico, publicará un banco, sin ánimo de lucro.
Quisiera pedirte, si fuera posible, queme dejaras utilizar en el mismo ALGUNAS IMÁGENES DE TU BLOG

Pondría todas las reseñas que desearas, lo cual sería una buena publicidad para ti y tu página. Si pudieras colaborar conmigo, te quedaría muy agradecido.
Millariega. Asturais. España
asturfidipides@yahoo.es

José M. García Millariega
Ultradistancie Runner
Maratón, 100 km, 24 and 48 Hours
Organizador de las 24 Horas Running Race de La Fresneda
Maestro, Graduado Social, Licenciado en Ciencias del Trabajo, Diplomado en Periodismo

Anónimo dijo...

Perros Andaluces y/o Bastardos Malagueños: por favor pásenme vía facebook o bloguil los títulos de diez correos electrónicos que les haya mandado. Es urgente. Los necesito para recuperar mi cuenta de hotmail. De ahí les explico, si gustan...

The Joderman.

PD.- No les he olvidado, lo juro por Dios. Todo, todito, toditito será compensado. Y con creces.